Search
sábado 14 diciembre 2019
  • :
  • :

Adolescente no hace caso

Nota1

La menor rebelde se fugó y al ser hallada por la madre, recibió varios manazos, siendo llamada la Policía.

 

EL TIEMPO

 

Una mujer se salvó de ser consignada ante el Ministerio Público luego de agredir a golpes a su desobediente hija de 13 años de edad, ya que cargaba en sus brazos a su bebé recién nacido. El problema se originó cuando la menor discutió con su padre y escapó de su casa en la colonia Praderas del Sur, segundo sector, siendo encontrada después por la madre en casa de una amiga.

Fue la mañana de ayer cuando la madre de familia, Mayra Mayela Ruiz Guerra, solicitó el apoyo de las autoridades debido a la desaparición de su hija Zafiro “N”, de tan sólo 13 años de edad.

Tras ubicar a la menor en la casa de una de sus amigas en la colonia Colinas de Santiago, la progenitora de la desobediente jovencita, logró sacarla de la vivienda, pues aunque su compañera aseguró que no se encontraba en esa casa, su madre logró verla en el interior.

“Me desesperó y le solté sólo dos manazos, porque no hace caso, ahora yo estoy recién aliviada, mi bebé es prematuro y me vi muy mala en el parto; ella ya sabe que tiene prohibido salir, pero no quiere hacer caso” señaló la madre de familia ante el Juez Calificador en turno donde compareció tras ser asegurada junto con la menor, por los oficiales.

La madre de familia, cargando a su bebé de tan sólo 20 días de nacido, señaló que Zafiro es la menor de sus tres hijos, pues la de en medio tiene siete años, siendo ésta la más contestona y rebelde.

La jovencita fue puesta a disposición de las autoridades, sin embargo, el caso no fue turnado a la PRONNIF, pero sí fue atendido por la psicóloga de la corporación policiaca, regresando madre e hija hasta su vivienda.

Tu opinión cuenta