Search
martes 10 diciembre 2019
  • :
  • :

Cierran madres de familia escuela primaria

Debido a que un grupo de alumnos tenía  una semana tomando clases en el patio cívico

 

FRANCISCO GARCÍA/EL TIEMPO

FRONTERA, COAH.- Madres de familia de la Escuela Primaria “Margarita Maza de Juárez” ya no aguantaron más que un grupo de niños continuaran tomando clases en el patio cívico, mientras el salón empezó a ser remodelado por el Programa “Escuela al 100”, cerrando la puerta principal por espacio de dos horas mientras se buscaba una solución.

El Profesor Felipe García, Director de la Escuela Primaria “Margarita Maza de Juárez”, de la Colonia Guadalupe “Borja de Díaz Ordaz” con capacidad para 396 alumnos, lamentó el proceder de los padres de familia quienes cerraron el acceso principal de la escuela, “no es la forma ideal de cerrar una escuela, los demás niños no tienen la culpa, traté por todos los medios de que no se llevara a cabo la situación pero se salió de control”, explicó Felipe García.

Por su parte el Profesor Félix Rodríguez Ramos, Subdirector de Servicios Educativos en la Región Centro acudió a mediar la situación entre padres de familia, y dijo que la escuela salió beneficiada con el Programa Estatal Escuela al 100 donde habrán de remodelar salones desde los pisos, paredes, ventanas de aluminio, puertas nuevas, aplicación de pintura, y por ello los niños tomaron clases en el patio cívico de la institución educativa.

Ante la falta de salones donde reubicar a estudiantes mientras les remodelan su aula, padres de familia exigieron al Director Felipe García removiera a la Supervisora de la zona escolar 207 Profesora, Socorro Rizo Ríos, para que abandonara su oficina donde incuso se utiliza como área de computo.

“Las obras ya iniciaron desde la semana pasada, el jueves y viernes los alumnos trabajaron en el patio cívico, esa fue la molestia de los padres que ahora quieren el aula donde se ocupa la supervisión”, señalo el director.

Acordaron en ese mismo instante reubicar a la supervisora de la zona 207 fuera de la institución, incluso los padres de familia se ofrecieron para desalojar sus pertenencias del aula, y hasta una señora ofreció su camioneta para cargar sus muebles y llevarlos donde fuera necesario.

En el interior del salón, trabajadores empezaron a destruir el piso con marros para rehabilitarlo totalmente de acuerdo al Programa Escuela al 100, cuyos trabajos podrían concluir en tres meses en una primera etapa, explicó el director de la escuela.

Tu opinión cuenta