Cuba está en la final

 

Agencias/El Tiempo

 

 

Los cubanos Leñadores de Las Tunas clasificaron a la final de la Serie del Caribe de béisbol, tras blanquear este sábado por 3-0 a los venezolanos Cardenales de Lara, en el estadio Rod Carew de Panamá

  • Con esa victoria, los de la mayor isla de las Antillas fijaron en 2-2 su balance de ganados y perdidos en la lid, el mismo de sus rivales de turno y que los mexicanos Charros de Jalisco, en el grupo A. Sin embargo, el sistema de desempate TQB favoreció a Cuba por escaso margen, y los Leñadores celebraron su acceso al match por la corona.

Lázaro Blanco se llevó el crédito del triunfo, con trabajo sólido durante cinco entradas. Así, el derecho obtuvo su segunda victoria en la justa, las dos que tiene Cuba, y su cuarta en series del Caribe (el cubano con más éxitos es Camilo Pascual, con seis). En el final del tercero, Cuba marcó sus dos primeras carreras, una impulsada por el slugger Alfredo Despaigne con sencillo al izquierdo y la otra por Carlos Benítez, por boleto con bases llenas.  Venezuela intentó descontar en el principio de cuarto inning al poner hombre en segunda después de dos outs, pero Blanco ponchó a Herlis Rodríguez y mantuvo la lechada viva.

Blanco terminó su actuación tras cinco entradas con 113 lanzamientos (71 strikes). En total, el diestro repartió cinco ponches, regaló tres boletos, le pegaron cinco hits -todos sencillos- y no le marcaron carreras, por lo que llegó a 12 capítulos en la Serie del Caribe con 0.00 de efectividad.

En el final del sexto inning con un out, Yunieski Larduet llegó a primera base con su tercer sencillo en la velada; luego avanzó a segunda por ‘fielder choise’ y acto seguido, ya con dos outs, se robó la tercera almohadilla, antes de anotar en jugada continuada por error en tiro del receptor Juan Apodaca.

Con el 3-0 en el pizarrón del Rod Carew, todo hacía indicar que Cuba ganaría el boleto a la final por el grupo A, sin embargo, todavía restaba un tercio de duelo por dirimir.

Todo quedó igualito. Solo faltaban seis outs para que Cuba pasara a la final por primera vez desde 2015, precisamente el último año que alzaron el título, a nombre de Vegueros de Pinar del Río.

Del resto se encargó el bullpen de los Leñadores, en especial el supersónico derecho Raidel Martínez, quien sacó los últimos cuatro outs del juego, sin permitir libertades, con par de ponches a su haber.

El crédito de la victoria correspondió a Blanco, mientras Raúl Rivero cargó con el revés. Martínez se anotó punto por juego salvado.

Vale recordar que Cuba ganó las tres ediciones de la Serie del Caribe celebradas en Panamá, por lo que busca ahora su cuarto entorchado en la tierra del gran canal interoceánico.

Una victoria de los panameños los pondría con 3-1 de líderes del grupo B y los metería en la final, en detrimento de República Dominicana (3-1), que se vería afectada por el sistema de desempate TQB.

 

Facebook Comments